EscritaAnálisis y OpiniónNacionalAutocríticaEconomíaPolítica Petrolera

[PDVSA] Hay que cambiar al lanzador.

José Maurera Moya*

El Comandante Chávez solía comparar algunas situaciones con el funcionamiento de un equipo de Beisbol, como jugador y gran fanático que fue de este deporte que atrae a muchas venezolanas y venezolanos, voy a intentar hacer una comparación con esto que quiero decirle a mi compañero presidente Nicolás Maduro Moros.

Decía el Comandante Chávez que el manager debía tener el pulso del juego para decidir cuando alguna pieza del equipo debía ser sustituida, y esto no solo ocurre cuando el jugador no está rindiendo lo esperado, en el desarrollo del juego las tácticas, pueden indicar que se necesita a un jugador más hábil con el guante que con el bate, que corra mejor en las bases o un lanzador que domine a los derechos mejor que a los zurdos, a un especialista en lanzamientos quebrados o con una recta muy rápida. Dependiendo de esas circunstancias se realizan los cambios si son necesarios, y cada manager tiene asesores que le sugieren cosas, pero es el manager quien hace los cambios. Me voy a atrever hacer una sugerencia al manager, ya que todos y todas debemos sumar para que el equipo gane, y se suma desde el terreno y desde la banca, desde las gradas, lo hago como militante por el socialismo, como venezolano, como trabajador.

Desde la perspectiva donde me encuentro, que puede carecer de estadísticas, cifras, y otros datos, considero necesario relevar al lanzador en PDVSA, es indispensable ganar el juego, entre vencer y morir, necesario es vencer. El compañero lo intentó pero no pudo encaminar el juego a favor del equipo en estos capítulos en que ha actuado. Cuando usted anunció su nombramiento colocó una meta de producción que no fue alcanzada, como parte del equipo las trabajadoras y trabajadores, desde antes de la aparición del actual lanzador estamos sumando para que el equipo remonte y gane; acudimos entusiastamente a la construcción del Plan Estratégico Socialista (PES) 2016-2025 al que usted nos llamó, cumplimos ese objetivo, para el cual casi 100 mil trabajadoras y trabajadores se sumaron. Enmarcados en la construcción del PES surgió la necesidad de cambiar las relaciones de producción en PDVSA, se discutió entonces los estatutos internos, la constitución del Consejo de Trabajadoras y Trabajadores y un Código de Ética, surgieron propuestas técnicas para dar respuesta a variados temas en los distintos entornos, exploración, producción, refinación y comercialización, a los que llamamos Injertos Socialistas basándonos en orientaciones del Comandante Chávez. Lamentablemente no se ha contado con el respaldo necesario para que estas propuestas y otras más allá de los Injertos Socialistas se concreten y sean aprovechados sus beneficios para el equipo.

En los episodios que ha jugado este lanzador, se han tomado decisiones equivocadas, en argot beisbolero un lanzador que tenga una efectividad de 100% no se releva por un lanzador de una liga en desarrollo, argumentando que el lanzador estrella no tiene para comprar zapatos, guantes o cualquiera de los implementos que deba usar un lanzador, y el novato si tiene para comprarlos. En PDVSA Servicios Petroleros, en la Gerencia de Servicios Especializados a Pozos, la Gerencia de Cementación de Pozos, entre 2015 y 2016 realizó más de 500 trabajos satisfactoriamente, superando a todas las empresas de servicios petroleros privadas con décadas de experiencia. Los camiones bomba, mezcladores y tolvas de esta gerencia, adquiridos en el marco de los convenios China-Venezuela, se entregaron a “Empresas de Capital Mixto”, es decir una empresa formada por PDVSA Servicios Petroleros y una empresa privada, que ahora tiene derechos sobre nuestros valiosos activos, con el argumento que por las sanciones no se pueden comprar los repuestos e insumos necesarios para el funcionamiento de este valioso equipo de mujeres y hombres que han demostrado con categoría la capacidad de los trabajadores de PDVSA. A estas empresas privadas que no cuentan con la experiencia, ni los equipos para cementar, perforar, pescar, reacondicionar, reparar ahora disponen del equipamiento de la República Bolivariana de Venezuela, entregándoles también equipos para la perforación direccional, pesca, tubería flexible, taladros de intervención a pozos, reduciéndose así la soberanía que tuvimos en la prestación de estos servicios petroleros, que no era total, pero que tuvo un impacto muy positivo en las operaciones de la industria. Considero que no era al lanzador de este pequeño equipo dentro de PDVSA, es decir la Gerencia de Servicios Especializados a Pozos , a quien había que sustituir, era al coach de picheo, al quinesiólogo, al preparador físico, es ahí donde está el problema.

Hemos propuesto soluciones para disminuir las importaciones de nafta, y ha sido un viacrucis poner en práctica tan beneficiosa solución para la industria nacional, las trabajadoras y trabajadores de occidente, específicamente quienes trabajan en el Lago, avanzaron con esfuerzo propio en la recuperación de la flota de embarcaciones indispensable para las operaciones de producción en esa área, su avance fue asombroso con tan pocos recursos y apoyo gerencial. En octubre pasado se le entregó este servicio que estaba siendo prestado con esfuerzo propio a una empresa privada, desde entonces la recuperación de la flota se desaceleró drásticamente, incumpliendo en alguna de sus partes con el contrato, un lamentable hecho que impactó negativamente en las posibilidades de recuperación de la producción. Los trabajadores de mercado nacional, hicieron lo propio con su flota, recuperaron una importante cantidad de vehículos, pero en lugar de potenciar esta iniciativa en toda PDVSA se sigue contratando a empresas privadas para que hagan estos trabajos.

Desde la Federación de Trabajadores se propusieron las Brigadas Obreras Socialistas (BOS), que iniciaron la marcha aunque con tropiezos que no suman para la victoria del equipo, se construyó una propuesta para darle mejor aprovechamiento a nuestra producción de crudo y dirigir de manera más intensa los esfuerzos a determinadas áreas, como el caso de la UP Lagomar, de donde sale uno de los crudos dieta de nuestro parque refinador, lo que permite satisfacer la necesidad nacional y comercializar productos de mayor valor en el mercado internacional. Desde la Universidad Bolivariana de los Trabajadores “Jesús Rivero” se dio marcha a las combates y batallas en distintas áreas y unidades de producción, pero lamentablemente tampoco se masificó esta exitosa experiencia, que serviría para que el equipo remonte y gane el juego. Esto es un bosquejo de la gran cantidad de propuestas que existen dentro de PDVSA para retomar la marcha positiva, que se descartaron antes de apelar a empresas privadas que se han presentado como las salvadoras de nuestra industria nacional de hidrocarburos. El desempeño del lanzador desmoraliza o entusiasma al resto del equipo, y en este momento lamentablemente ocurre el escenario no deseado. Me disculpo por la impertinencia si lo es, al hacer esta sugerencia al manager, pero se trata de una instancia que influye determinantemente en la economía nacional, el buen funcionamiento de este equipo contagia a las gradas para que se sumen al Plan de Recuperación y Estabilidad Económica, y se convenzan de que si es posible alcanzar los objetivos. Compañero Presidente, manifiesto mi confianza en usted, y que con este lanzador o con un relevo seguiré dando todo lo que tengo para conquistar las colinas necesarias.

*Trabajador Petrolero – Ing. Mayor de Registro y Medición

Gerencia de Perforación Direccional Región Faja

maurerajp@pdvsa.com – jose.maurera@gmail.com – @maurera01

Sobre el autor

Comenta aqui