LuchasEscritos TatuyEscritaLuchas CampesinasNacionalAnálisis y OpiniónOrganizaciones PopularesDestacado

[LUCHAS] Ejército Productivo libra batalla en Comuna El Maizal

Antes de conocer sobre la Batalla Productiva a realizarse en El Maizal, poco había escuchado de los Ejércitos Productivos Obreros (EPO). Recuerdo que alguien en mi lugar de trabajo mencionó que esas iniciativas de intercambio de conocimiento entre trabajadores de empresas del estado, con alto conocimiento en reparación y mantenimiento, se podían dar para mejorar condiciones, pero no fue algo que se profundizó más. En cambio, estos días que se generó la actividad en El Maizal, logré conocer mejor sobre lo que son los Ejércitos Productivos Obreros, cuáles son sus objetivos, y cuáles son los beneficios sociales que buscan generar. Entiendo, como lo dicen en su página, que los Ejércitos Productivos Obreros buscan enfrentar de forma no convencional una Guerra No Convencional.

La Comuna El Maizal, en el Estado Lara, ha sentido a viva piel esa guerra no convencional, y ha batallado en la recuperación de un espacio inmensamente productivo, y capaz de producir muchísimo más, sólo que en ausencia de apoyo gubernamental, y con la actual guerra económica, ha sido cuesta arriba lograr todo lo que han hecho. Para toda gran producción se necesita maquinaria especializada, condiciones óptimas, y espacios disponibles que permitan que el ciclo productivo se materialice. La Guerra Económica se manifiesta aquí, con maquinaria sin funcionamiento, con tecnologías paralizadas, y un sinfín de condiciones que ralentizan cualquier proceso de producción de alimentos.

Aquí es donde el Ejército Productivo Obrero se pone a prueba, y logra concentrar un número de hombres y mujeres, con diversos conocimientos en diferentes áreas, que desde ese saber adquirido a través de la experiencia pueden arreglar, reparar, compartir el conocimiento, y junto a eso hacer política, para mejorar las condiciones materiales de producción de un espacio tan valioso como lo es El Maizal. Y esto fue lo que se dio en la Batalla Productiva desde el 4 de Febrero hasta el 9 del mismo mes. En palabras de uno de los compañero del EPO, Sergio Requena, nos comenta que “el ejército productivo obrero es el fruto de un enriquecimiento de un proceso que por supuesto arrancó en su momento con una recuperación operativa en la empresa La Gaviota en Sucre, y que a partir de allí han venido avanzando los nombres, al inicio eran Batallas Productivas, después eran Batallas Productivas Obreras, y ahora son Batallas Productivas Obreras y Campesinas, por tanto el ejército productivo empieza ahora a tener dos concepciones que es obrero-campesino a fin de que podamos ampliar la cantidad de gente que puede alistarse en este ejército, y participar en este ejercicio de poder popular.”

Dentro de esta décimo tercera Batalla Productiva grandes fueron los avances que se tuvieron, lograron recuperar maquinaria que estaba en desuso por falta de reparación, refrigeradores, maquinaria para siembra, redes eléctricas, bombillos, combinando el conocimiento de los obreros de la metalurgia con los trabajadores campesinos. También lograron intercambiar conocimiento para que las personas que se mantienen en el espacio conozcan como reparar, arreglar y dar mantenimiento a la maquinaria, y a otros elementos que permiten el desarrollo productivo del espacio. Mucho más será lo que lograrán dentro de El Maizal después de esta Batalla Productiva, y donde seguirá brotando la semilla del Poder Popular, que no es una simple consigna, sino un poder en constante construcción.

Muchas más son las batallas necesarias que se deben generar para seguir combatiendo esta guerra silenciosa y altamente destructiva que tienen todas aquellas personas que no sienten, ni piensan la revolución bolivariana como un hecho tangible, y aunque todavía no se tiene el lugar para la próxima Batalla Productiva, está claro que hay espacios que lo necesitan; es un hecho real que se debe considerar y seguir pensando.

El compañero Sergio Requena le deja un mensaje a toda la clase obrera y campesina venezolana: “El llamado es a que nos sumemos a este ejército que venimos construyendo, a este movimiento, que busca tratar de solventar desde la base los problemas económicos existentes a través de la reactivación de las unidades de producción del país y eso con la finalidad, el entendimiento y el conocimiento de que satisfaciendo nuestras necesidades podremos darle mayor soporte, y mayor estabilidad a la Revolución Bolivariana. El ataque que hemos sufrido es un ataque no convencional que se ha manifestado entre otras cosas como un ataque a la seguridad alimentaria y por supuesto un ataque a la integración de las unidades de producción, por eso el ejército productivo lo que trata es de tejer, y ayudar a tejer ese tejido productivo y fortalecerlo, el tejido productivo al que nos llamó el presidente Chávez, e integrarlo a través de las unidades territoriales con la Comuna”.

Para construir el Poder Popular no existe un manual estático e inamovible, y con este tipo de iniciativas se manifiestan las ideas que nuestro Comandante Chávez constantemente repitió, y que defendió incansablemente. Porque entre todos estos hombres y mujeres del Ejército Productivo Obrero y la Comuna el Maizal “están los de la Comuna o Nada”.

Fotos por Juan José Moreno (Terra Tv)

Sobre el autor

Comenta aqui